"Tentaciones" (Poema Propio)

La prohibida tentación que alumbra a los clérigos
No es más que una simple porción de la vida
Una acentuada canción que altera todos los sentidos
Y proclama la calma previa a la bendita huida

Existen semanas cubiertas de nieve, locura y dolor
Que tan sutilmente se esconden en oxidadas vigas
Una sensación de sentirse en una historia de horror
Pero sabiendo en el interior que el alma esta tranquila

Un lujurioso mar envuelve las brisas de la mañana
Que topadas de cantos y dichos decoran el fiel río
Las anomalías susurran palabras que viven la venganza
Y el corazón de la tierra exclama su exterminio.